Las bridas son elementos cuya función es la de unir dos componentes en un sistema de tuberías, por ello son muy utilizadas en sistemas de riego. Tienen objetivos muy específicos y existen varios tipos de ellas.

Objetivo principal y ventajas de las bridas

Las bridas ofrecen la ventaja de permitir desmontar el sistema de tuberías que enlaza sin necesidad de realizar operaciones muy costosas o que terminen deteriorando el sistema. Funcionan gracias a una circunferencia que contiene numerosos agujeros a través de los que se montan los pernos. Además de tuberías, las bridas pueden unir válvulas, bombas y otros equipos.

Una característica interesante es que pueden, bien venir separadas, o bien montadas ya desde la fábrica, es decir, unidas al sistema que tienen que enlazar. Hay diversos tipos y diseños de bridas aunque las más interesantes para sistemas de riego suelen ser las bridas roscadas y las bridas ciegas.

Bridas roscadas

Las bridas roscadas también llamadas TH Threaded cuentan con un elemento característico y es que no llevan soldaduras. Esto tiene una ventaja muy especial y es que permite un montaje tan rápido como fácil.

Estas bridas, además, son específicas para conductos en los que haya fuertes presiones pero que se mantengan a temperatura ambiente ya que si son usadas en conductos en los que hay variaciones importantes de la temperatura, la dilatación de la tubería puede dar lugar a pérdidas del agua a través del roscado en muy poco tiempo.

Como en los sistemas de riego las temperaturas del agua suelen ser ambientales, nunca lo suficientemente altas para influir de forma determinante en la tubería, y al soportar altas presiones, es fácil comprender por qué las bridas roscadas son una de las más utilizadas en sistemas de riego.

Bridas ciegas

Las bridas ciegas tienen una aplicación muy particular. Están diseñadas para cerrar extremos de tuberías, válvulas  u otros recipientes que son sometidos a numerosas variaciones en las presiones de trabajo.

Las bridas ciegas son, de todas las existentes, las que soportan unas condiciones más severas, en particular, aquellas que tienen mayores dimensiones. Son, por ejemplo, muy interesantes para realizar los cierres de terminales en los que la temperatura sea un factor importante de trabajo y en donde actúen fuerzas variables o que se produzcan de manera cíclica.

¿Qué tipo de bridas me conviene utilizar?

En la breve descripción que te hemos presentado, si eres entendido en la materia, seguramente tendrás claro ya qué tipo de bridas de las dos presentadas son las que te interesa usar. Si no es el caso, tenemos toda la información que necesitas. Solo tienes que ponerte en contacto con nosotros a través de los canales que hemos puesto a tu disposición y contarnos de qué trata tu proyecto. Te facilitaremos las mejores soluciones para las necesidades particulares del mismo y para las de tu bolsillo.

Bridas roscadas y bridas ciegas
Danos tu opinión